México 2210.


La manera en la que percibimos el mundo ha cambiado radicalmente en siglos de revoluciones sociales, culturales y tecnológicas. Los momentos históricos se construyen con el derrumbe de los límites.
¿Qué fronteras tendrá que cruzar la arquitectura en 200 años? Límites topológicos, posiblemente fronteras planetarias o fronteras de escala, donde tengamos que hablar de arquitectura celular o molecular.
Posiblemente la barrera a vencer sea el espacio/tiempo, y no exista un futuro único a 200 años, sino múltiples destinos en diferentes realidades o simulaciones de realidades.
En ese contexto, nuestras conciencias podrían confundir cualquiera de esas realidades, así como a veces confundimos sueños con el mundo físico.
Entonces, dentro de 200 años, el panorama podría ser sumamente alentador, pues nos seguiríamos haciendo las mismas preguntas que hemos formulado en toda la historia de la filosofía:
¿quiénes somos?
¿qué es lo real?
¿por qué?
Y esas preguntas--sin respuestas--nos seguirán haciendo humanos.
Autor
Oscar Fdo. Mendoza Lozano


Fecha
Agosto 2010


Publicación
Texto original para cápsula de 1 minuto. Campaña de celebración por el Bicentenario de México.